22 de septiembre de 2010

Retransmision del Mensaje de Silo en los parques, mayo 2008

Fotos de los Parques de América y de Europa

Guía

Desde el vórtice profundo e insondable de la áurea Luz

un peregrino regresa desde la otra orilla...


Un Guía de alta montaña


nos trae remotas melodías,

de otro tiempo de otro espacio.


Nos cuenta que dentro del corazón


reside la gran flama de Fuego,

indeclinable, infinita,

con lenguas extendidas en todas direcciones.


Ese Fuego crece espléndidamente


brillante como un rayo

y reside en todos nosotros. 



Matias.G (Ka)
www.imaginatuvuelo.blogspot.com

Homenaje a Silo

Testimonios de Humanistas del mundo

Invitacion



Queridos amigos,

Silo ha partido de este espacio y este tiempo. En nuestra convicción, "la mente una vez más se ha liberado triunfalmente y se abre paso hacia la Luz..."

El domingo 3 de octubre nos encontraremos para recordar a nuestro querido Maestro y esparcir sus cenizas en nuestro Parque Carcaraña.
La ceremonia comenzará a las 12 hs. junto al Monolito.

Los esperamos.
Paz en el corazón, Luz en el entendimiento!

Comisión del Parque Carcarañá.

La curación del sufrimiento



La curación del sufrimiento

Punta de Vacas, Mendoza, Argentina

4 de mayo de 1969

Si has venido a escuchar a un hombre de quien se supone se transmite la sabiduría, has equivocado el camino porque la real sabiduría no se transmite por medio de libros ni de arengas; la real sabiduría está en el fondo de tu conciencia como el amor verdadero está en el fondo de tu corazón.

Si has venido empujado por los calumniadores y los hipócritas a escuchar a este hombre a fin de que lo que escuchas te sirva luego como argumento en contra de él, has equivocado el camino porque este hombre no está aquí para pedirte nada, ni para usarte, porque no te necesita.

Escuchas a un hombre desconocedor de las leyes que rigen el Universo, desconocedor de las leyes de la Historia, ignorante de las relaciones que rigen a los pueblos. Este hombre se dirige a tu conciencia a mucha distancia de las ciudades y de sus enfermas ambiciones. Allí en las ciudades, donde cada día es un afán truncado por la muerte, donde al amor sucede el odio, donde al perdón sucede la venganza; allí en las ciudades de los hombres ricos y pobres; allí en los inmensos campos de los hombres, se ha posado un manto de sufrimiento y de tristeza.

Sufres cuando el dolor muerde tu cuerpo. Sufres cuando el hambre se apodera de tu cuerpo. Pero no solo sufres por el dolor inmediato de tu cuerpo, por el hambre de tu cuerpo. Sufres, también, por las consecuencias de las enfermedades de tu cuerpo.

Debes distinguir dos tipos de sufrimiento. Hay un sufrimiento que se produce en tí merced a la enfermedad (y ese sufrimiento puede retroceder gracias al avance de la ciencia, así como el hambre puede retroceder pero gracias al imperio de la justicia). Hay otro tipo de sufrimiento que no depende de la enfermedad de tu cuerpo sino que deriva de ella: si estás impedido, si no puedes ver o si no oyes, sufres; pero aunque este sufrimiento derive del cuerpo o de las enfermedades de tu cuerpo, tal sufrimiento es de tu mente.

Hay un tipo de sufrimiento que no puede retroceder frente al avance de la ciencia ni frente al avance de la justicia. Ese tipo de sufrimiento, que es estrictamente de tu mente, retrocede frente a la fe, frente a la alegría de vivir, frente al amor. Debes saber que este sufrimiento está siempre basado en la violencia que hay en tu propia conciencia. Sufres porque temes perder lo que tienes, o por lo que ya has perdido, o por lo que desesperas alcanzar. Sufres porque no tienes, o porque sientes temor en general... He ahí los grandes enemigos del hombre: el temor a la enfermedad, el temor a la pobreza, el temor a la muerte, el temor a la soledad. Todos estos son sufrimientos propios de tu mente; todos ellos delatan la violencia interna, la violencia que hay en tu mente. Fíjate que esa violencia siempre deriva del deseo. Cuanto más violento es un hombre, más groseros son sus deseos.

Quisiera proponerte una historia que sucedió hace mucho tiempo.

Existió un viajero que tuvo que hacer una larga travesía. Entonces, ató su animal a un carro y emprendió una larga marcha hacia un largo destino y con un límite fijo de tiempo. Al animal lo llamo "Necesidad", al carro "Deseo", a una rueda la llamó "Placer" y a la otra "Dolor". Así pues, el viajero llevaba su carro a derecha e izquierda, pero siempre hacia su destino. Cuanto más velozmente andaba el carro, más rápidamente se movían las ruedas del Placer y el Dolor, conectadas como estaban por el mismo eje y transportando como estaban al carro del Deseo. Como el viaje era muy largo, nuestro viajero se aburría. Decidió entonces decorarlo, ornamentarlo con muchas bellezas, y así lo fue haciendo. Pero cuanto más embelleció el carro del Deseo más pesado se hizo para la Necesidad. De tal manera que en las curvas y en las cuestas empinadas, el pobre animal desfallecía no pudiendo arrastrar el carro del Deseo. En los caminos arenosos las ruedas del Placer y el Sufrimiento se incrustaban en el piso. Así, desesperó un día el viajero porque era muy largo el camino y estaba muy lejos su destino. Decidió meditar sobre el problema esa noche y, al hacerlo, escuchó el relincho de su viejo amigo. Comprendiendo el mensaje, a la mañana siguiente desbarató la ornamentación del carro, lo alivió de sus pesos y muy temprano llevó al trote a su animal avanzando hacia su destino. No obstante, había perdido un tiempo que ya era irrecuperable. A la noche siguiente volvió a meditar y comprendió, por un nuevo aviso de su amigo, que tenía ahora que acometer una tarea doblemente difícil, porque significaba su desprendimiento. Muy de madrugada sacrificó el carro del Deseo. Es cierto que al hacerlo perdió la rueda del Placer, pero con ella perdió también la rueda del Sufrimiento. Montó sobre el animal de la Necesidad, sobre sus lomos, y comenzó al galope por las verdes praderas hasta llegar a su destino.

Fíjate cómo el deseo puede arrinconarte. Hay deseos de distinta calidad. Hay deseos más groseros y hay deseos más elevados. ¡Eleva el deseo, supera el deseo, purifica el deseo!, que habrás seguramente de sacrificar con eso la rueda del placer pero también la rueda del sufrimiento.

La violencia en el hombre, movida por los deseos, no queda solamente como enfermedad en su conciencia, sino que actúa en el mundo de los otros hombres ejercitándose con el resto de la gente. No creas que hablo de violencia refiriéndome solamente al hecho armado de la guerra, en donde unos hombres destrozan a otros hombres. Esa es una forma de violencia física. Hay una violencia económica: la violencia económica es aquella que te hace explotar a otro; la violencia económica se da cuando robas a otro, cuando ya no eres hermano del otro, sino que eres ave de rapiña para tu hermano. Hay, además, una violencia racial: ¿crees que no ejercitas la violencia cuando persigues a otro que es de una raza diferente a la tuya, crees que no ejerces violencia cuando lo difamas, por ser de una raza diferente a la tuya? Hay una violencia religiosa: ¿crees que no ejercitas la violencia cuando no das trabajo, o cierras las puertas, o despides a alguien, por no ser de tu misma religión? ¿Crees que no es violencia cercar a aquel que no comulga con tus principios por medio de la difamación; cercarlo en su familia, cercarlo entre su gente querida, porque no comulga con tu religión?

Hay otras formas de violencia que son las impuestas por la moral filistea. Tú quieres imponer tu forma de vida a otro, tú debes imponer tu vocación a otro... ¿pero quién te ha dicho que eres un ejemplo que debe seguirse? ¿Quién te ha dicho que puedes imponer una forma de vida porque a ti te place? ¿Dónde está el molde y dónde está el tipo para que tú lo impongas?... He aquí otra forma de violencia. Únicamente puedes acabar con la violencia en ti y en los demás y en el mundo que te rodea, por la fe interna y la meditación interna. No hay falsas puertas para acabar con la violencia. ¡Este mundo está por estallar y no hay forma de acabar con la violencia! ¡No busques falsas puertas!. No hay política que pueda solucionar este afán de violencia enloquecido. No hay partido ni movimiento en el planeta que pueda acabar con la violencia. No hay falsas salidas para la violencia en el mundo... Me dicen que la gente joven en distintas latitudes está buscando falsas puertas para salir de la violencia y el sufrimiento interno. Busca la droga como solución. No busques falsas puertas para acabar con la violencia.

Hermano mío: cumple con mandatos simples, como son simples estas piedras y esta nieve y este sol que nos bendice. Lleva la paz en ti y llévala a los demás. Hermano mío: allá en la historia está el ser humano mostrando el rostro del sufrimiento, mira ese rostro del sufrimiento... pero recuerda que es necesario seguir adelante y que es necesario aprender a reír y que es necesario aprender a amar.

A ti, hermano mío, arrojo esta esperanza, esta esperanza de alegría, esta esperanza de amor para que eleves tu corazón y eleves tu espíritu, y para que no olvides elevar tu cuerpo.

Entrevista a Silo por Rolando Graña. Argentina.

Ültima entrevista al Maestro Silo en Parque La Reja.




Humanizar la Tierra

"¿Será entonces que toda aspiración, toda intención, toda afirmación y toda negación, tienen por centro tu estado de ánimo?

Podrías replicar que aunque triste o alegre, un número es siempre el mismo y que el sol es el sol, aunque no exista el ser humano.

Yo te diré que un número es distinto a sí mismo según tengas que dar o recibir, y que el sol ocupa más lugar en los seres humanos que en los cielos. El fulgor de una brizna encendida, o de una estrella, danza para tu ojo. Así, no hay luz sin ojo y si otro fuera el ojo distinto efecto tendría ese fulgor".

Silo

A los Parques reconocidos por Silo al 31 de julio de 2010

Ana Luisa de Rodríguez

Attigliano, Italia; Banahaw, Filipinas; Carcaraña, Argentina, Casa Giorgi, Italia; Caucaia, Brasil ; Chaco, Argentina; Hudson Valley, Estados Unidos; Kandharoli, India ; La Belle Idée, Francia; La Reja, Argentina; Los Manantiales, Chile; La Unión, Colombia; Montecillo, Bolivia; Mikebuda, Hungría; Patagonia Norte, Argentina; Piribebuy, Paraguay; Punta de Vacas, Argentina; Toledo, España; Red Bluff, Estados Unidos; Wiesenburg, Alemania

Queridos Amigos:

Quisiera expresar mi agradecimiento por todo el apoyo y el acompañamiento recibidos en estos momentos.

Podría describir la experiencia de esta especial circunstancia como una suerte de transferencia que sigue un proceso, vivido como una extrema tensión en el instante de la muerte, y que gracias al cariño, a las distintas ceremonias, al largo recorrido en caravana hacia el crematorio, culmina en una profunda distensión, cuando son entregadas sus cenizas, al experimentar que la intensidad de la tensión se convierte en una gran alegría proyectada a todo lo que nos queda por hacer.

Seguramente algunos no necesitan de tanto ritual para superar el tremendo dolor, y simplemente tienen un registro claro de la trascendencia. No fue así en mi caso. Así pues, insisto en el agradecimiento a quienes me acompañaron.

Consecuentemente con mi forma de sentir, y para quienes les pueda servir de apoyo, quiero hacer llegar una pequeña parte de sus cenizas a cada Parque de manera que, quienes así lo deseen y en una pequeña ceremonia, tengan la posibilidad de procesar estas imágenes cuando y del modo que consideren más provechoso.

"¿Será entonces que toda aspiración, toda intención, toda afirmación y toda negación, tienen por centro tu estado de ánimo? Podrías replicar que aunque triste o alegre, un número es siempre el mismo y que el sol es el sol, aunque no exista el ser humano. Yo te diré que un número es distinto a sí mismo según tengas que dar o recibir, y que el sol ocupa más lugar en los seres humanos que en los cielos. El fulgor de una brizna encendida, o de una estrella, danza para tu ojo. Así, no hay luz sin ojo y si otro fuera el ojo distinto efecto tendría ese fulgor".

Desde la Paz que me han ayudado a encontrar, Fuerza y Alegría para todos.

Ana Luisa

Aprovecho para hacerles llegar un gran abrazo de Alejandro y Federico.

Mendoza, 21 de Septiembre, 2010.

Sobre ceremonias y procedimientos

Estas notas intentan reconstruir una charla con Silo, en octubre del 2006. No son palabras textuales.

Nos juntamos varios amigos en Mendoza, el día anterior a la ceremonia que se realizó en Punta de Vacas por la muerte de Kuasar Benenati. Se estuvo revisando las ceremonias y procedimientos que se realizarían el dia siguiente en el Parque y se hicieron unos breves comentarios sobre los significados de los distintos procedimientos con las cenizas.

Quizás consideren oportunas estas reflexiones.
--
Sobre las ceremonias, se sugirió hacerlo en un clima de mucha calma, en un tono alto y sin apuros. Tambien la importancia de un ágape al final.

Sobre los procedimientos se comentó sobre las diferencias entre enterrar los restos, arrojar las cenizas o dejarlas en una bandeja de acero (como se hizo en esa ocasión), para que el viento las fuese llevando. Dejando que las fuerzas de la naturaleza integren o diluyan los restos a su paisaje. Hay fuerzas de la naturaleza que fluyen como las aguas en los ríos, los vientos.

También se sugirió un recipiente frágil de cerámica que luego de usarlo para trasladar las cenizas se rompe en la tierra para que se integre al lugar.

Detrás de estas formas se va plasmando un modo de integrar o interpretar la muerte, se va expresando también una cultura.

Vemos detrás de estas formas de proceder con los restos distintas tendencias. Una va en dirección de conservar y la otra busca la fluidez, la liberación.

Vemos que algunos procedimientos quizás acompañen más el significado de la Ceremonia de Muerte: "Una vez mas la mente se libera triunfal y se abre paso hacia la luz."
--
Aclaración: obviamente estas notas no pretenden establecer procedimientos fijos a realizar, sino más bien reflexionar sobre esto.

19 de septiembre 2010, Esteban Boasso.

*****
Muchas gracias Esteban por las notas.

Quisiera agregar que en conversaciones con el Negro se trató el tema de sus cenizas y él, frente a la idea de repartirlas entre los distintos Parques, respondió: "está bueno".

En aquel momento imaginé las cenizas volando y una pizca de ellas, desde la Sala, debajo de la baldosa central, irradiando cual "polvo de proyección", como una luz que desde el Centro Luminoso de la esfera, inspirara a quienes allí meditáramos.

Ana Luisa.
Mendoza, 21 de Septiembre de 2010.

Primera celebración anual del Mensaje de Silo

895313498d6cac40525bab8d5b89d80ad345c933.1280x960
...Hemos fracasado pero insistimos en nuestro proyecto de humanización del mundo.

Hemos fracasado y seguiremos fracasando una y mil veces porque montamos en alas de un pájaro llamado "intento" que vuela sobre las frustraciones, las debilidades y las pequeñeces.

Es la fe en nuestro destino, es la fe en la justicia de nuestra acción, es la fe en nosotros mismos, es la fe en el ser humano, la fuerza que anima nuestro vuelo... SILO

4 de mayo de 2004, Punta de Vacas, Mendoza, Argentina.

www.silo.net

21 de septiembre de 2010

SPOT "SILO EN BERLÍN"

El pasado 11 de noviembre, Silo habló sobre la Paz y la No-violencia en Berlín ante los Premios Nobel de la Paz en el Aniversario de la caída del Muro.
Marcha Mundial por la Paz y la No-violencia.

Silo-La Misión de los 80 (separador 1)

Silo en Acto Público durante La Misión de los 80
Extracto de sus palabras para separador del Programa El Mensaje de Silo TV - Argentina
Edicion: Lea Sadi

Homenaje a Silo - En el Obelisco de la Ciudad de Buenos Aires

http://imaginatuvuelo.blogspot.com/

En el Obelisco de la Ciudad de Buenos Aires, el Partido Humanista, La Comunidad para el Desarrollo Humano, Convergencia de las Culturas, el Centro Mundial de Estudios Humanistas, Mundo Sin Guerras y Sin Violencia, seguidores del Mensaje de Silo, junto a otras organizaciones surgidas del Humanismo Universalista, rindieron homenaje a quien reconocen como su ideólogo e inspirador: Silo, que partió hacia otro tiempo y espacio a las 23.30 horas del 16 de septiembre en Chacras de Coria, provincia de Mendoza.

La celebración comenzó pasadas las 20, cuando cientos de seguidores de Silo, llegaron a la Plaza de la República en Buenos Aires. Dieron sus testimonios Victor Piccininni de La Comunidad para el Desarrollo Humano, Lía Méndez, por el Partido Humanista de Argentina y Fabiana Martínez, por El Mensaje de Silo. Los humanistas crearon la palabra "Silo" con velas, donde hicieron un pedido de Bienestar por su Maestro, para "conectarse con él mediante la experiencia de la paz, el amor y la cálida alegría", con un profundo agradecimiento hacia su "Guía Espiritual".

Silo inspiró a cientos de organizaciones que luchan en todo el mundo por erradicar toda forma de violencia y discriminación, y es un legado que continuarán en su obra de Humanizar la Tierra, a través del Humanismo Universalista, corriente de pensamiento fundada por Silo. La primera aparición pública de este pensador fue el 4 de mayo de 1969 con la arenga "La Curación del Sufrimiento", dada en un paraje montañoso conocido como Punta de Vacas (Mendoza, Argentina).

La Marcha Mundial por la Paz y la No Violencia que recorrió el mundo, partiendo desde Wellington en Nueva Zelanda el 2 de octubre de 2009 para concluir en Punta de Vacas el 2 de enero de 2010, también fue inspirada por Silo. Esta gran movilización planetaria creó conciencia para exigir el desarme nuclear mundial, el fin de las guerras, el retiro de tropas de los territorios ocupados, entre otros puntos.

En los últimos años impulsó El Mensaje de Silo, además de numerosos Parques de Estudio y Reflexión en Punta de Vacas (Mendoza), La Reja (Buenos Aires), Manantiales (próximo a Santiago de Chile), y están en construcción con distinto grado de desarrollo, otros 27 tanto en África, como en América del Norte, Centro y Sur, Asia y Europa. Los distintos Parques, asi como los materiales oficiales que produjo Silo, se pueden encontrar en el sitio www.silo.net

"Silo fue alguien que no sólo no creía en la muerte, sino que, sobre todo, consideraba la vida como parte de una trascendencia. Su legado es tan amplio que hoy día no se alcanza a captar en su dimensión. Es un hombre que ha puesto en marcha un proyecto que lo trasciende absolutamente en su tiempo, un proyecto de transformación personal y social que se ha traducido en múltiples organizaciones en todo el planeta: políticas, sociales, culturales y espirituales", destacó el humanista chileno Tomás Hirsch.

En la celebración realizada en Buenos Aires, los humanistas recordaron las palabras dichas por Silo en las jornadas de inspiración espiritual en Punta de Vacas el 5 de mayo de 2007: "¿Qué ha sido para nosotros "Humanizar la Tierra"? Ha sido poner como máximo valor la libertad humana y como máxima práctica social la no discriminación y la no violencia. Al tratar de humanizar la Tierra no nos excluíamos de las obligaciones que reclamábamos a otros. De hecho, nos imponíamos como norma de conducta la exigencia de tratar a los demás como queríamos ser tratados".

Silo y El Humanismo / Extracto

El Humanismo, extracto 4 minutos. Comentarios de Silo desde el Centro de Estudios, Punta de Vacas 2008.
El Documento Humanista.

2010-05-28 Charla Silo en Parque Manantiales

Ultima reunión conjunta con el Maestro Silo en Parque Manantiales previo al ingreso a Escuela.
28 de mayo 2010

Sobre La Muerte.

La Muerte: Creo que define a toda una vida.
En la muerte se define toda una vida, no antes de la muerte.
Se hace un cierre irreversible donde las cosas que se han hecho en ese corto período desde el nacimiento se pueden sopesar.
La muerte permite sopesar la coherencia de una vida.
Desde un punto de vista más personal, menos genérico, me parece que será una experiencia de gran importancia, donde todos nosotros nos daremos el gusto de emprender una aventura muy especial...

Manuel Hidalgo
.
Humanista

20 de septiembre de 2010

Fiesta Estacional 25 de Septiembre. Saleta de Sants. Barcelona.

https://mail.google.com/mail/?ui=2&ik=27e392ecde&view=att&th=12b30a8a82300c6e&attid=0.1&disp=inline&zw
Saleta de Sants del Mensaje de Silo.
Sábado 25 de Septiembre. Fiesta Estacional. 18h.

C/ Feliu Casanova, 34. (metro.badal) Barcelona.
www.saleta.org

tel. 644311456 / ebass68@gmail.com - quimderiba@gmail.com

Galeria de Fotos de Silo

Galeria de Fotos en Diaporama.
http://www.flickr.com/photos/rafa2010/sets/72157624863050027/show/

La noche en que ningún humanista durmió…

La noche en que ningún humanista durmió…
Esa noche el cielo aparentaba guardar un secreto, el aire estaba cargado de vibraciones no cotidianas y un aroma a desconcierto impregnaba el ambiente…
Se nos anunció que el Maestro había partido, algo aparentemente lejano, sucedió. ante nosotros se presentaron tristezas, miedos y dudas, pero sobre todo una gran certeza… EL MITO COMIENZA HOY.
Hace varios años atrás, un hombre, que no era un simple mortal tuvo una visión, y en humilde búsqueda y meditación dio con “la verdad interna”… Entonces, ascendió a los altos montes rodeado de centinelas de roca y sobrevolado por cóndores, allí, en ese místico lugar expandió su mensaje marcando el inicio de una nueva era.
Sus palabras viajaron por el mundo en las alas del fénix, su voz se unió al viento y encendió en muchos corazones “la chispa divina”…
Desde lo alto no le quitaban el ojo los guardianes del olimpo, encantados con su magia, llamaron a otras deidades, para que apreciaran la sabiduría del gran hombre.
Fue así que algunas almas comenzaron a vibrar, a latir, a resonar al son de los tambores ancestrales, esos tambores que retumban desde el centro del alma, emitiendo aquel sonido que vigoriza y demuestra que es “ese el camino hacia la liberación” .
Comenzó la lucha, entre el SI y el NO interno, y cuando para algunos sólo existía la revolución violenta, él nos hacía entrar en otros tiempos y espacios… Entendimos así lo sagrado de la religión interior, la revelación interna nos hirió como rayo, la luz se hizo presente y la real importancia de la “vida despierta” se nos hizo patente. Ese fue el inicio de este camino, en el cual la magnífica elocuencia del Maestro de Maestros, fue la primera piedra.
Silo, "el Negro", se encargó de dejarnos éste hermoso legado, de crear esta gran familia de humanistas, que no cree en la muerte, porque ama la realidad que construye.
El sabio de cabello gris nos preparó y encomendó esta misión, SER LOS FAROS LUMINOSOS QUE BRILLEN EN LA OSCURIDAD, pues hay que despertar e iluminar a muchos de su letargo.
Silo, ya eres el mito, te veremos caminar por las calles, y te veremos andar los montes… siempre llevaremos en nuestro corazón un profundo y sincero agradecimiento al “SABIO DE LOS ANDES”.

Carla Buj


Ceremonia de Imposición. Parque La Reja.

El Mensaje TV - Re-estrenos - La Reconciliación


La Curación del Sufrimiento - 1ª Intervención pública de Silo 1969


¿Acaso murió Silo?

¿Acaso murió Silo?

“Murió Silo”, titularon los diarios argentinos

y como siempre que se trata del Guía, del Maestro,

se han equivocado nuevamente.


“No saben, no estudian”,

creo que les diría él, sonriente,

como tantas veces nos los dijo a nosotros,

sus compañeros y amigos en la larga travesía del desierto,


sosteniendo a su pueblo en la esperanza

con la certeza de quien ha visto la otra realidad,

de quien ha visitado innumerables veces la Ciudad de la Luz,


-allá en lo Insondable-

y ha regresado siempre con sus alforjas cargadas

de profundo sentido,


su Certeza de experiencia convertida en Mensaje,

de que la muerte no detiene la vida,

que hay algo en los seres humanos que continúa su vuelo


porque montamos en alas de un pájaro llamado Intento Inmortal

y en ese viaje a la Ciudad de Luz

vuela nuestro Guía sabio y bondadoso


dejando en la tierra su envoltura

la del Negro portador de la luz,

del más querido amigo,


del que vino a recordarnos

con bondad y alegría,

-con grandes carcajadas-


que somos semi-dioses,

caídos semi-dioses de la invisible patria

que oscuramente recordamos,


donde nace aquella suave, amanecida brisa

que enciende la nostalgia más honda

de nuestra especie humana.


El Mensajero, el Guía, el amado Maestro

Ha regresado a la Lejana Patria dejando una Enseñanza,

un horizonte inagotable,


una morada nueva para la mente humana.

Yo te agradezco, Nombrador de Mil Nombres,

Por siempre te agradezco


Tu visita a la Tierra,

Tu bondad, tu amistad, y tu inmensa alegría:

Agua de vida resucitándonos

de la ilusión mortal.


¿Cómo morir podría

quién antes de morir, tantas veces “murió”?


El niño aquel, el héroe de ésta edad.

Silo vive, por siempre vivirá.


Gracias Isaías Nobel

Septiembre 19, 2010.


Despidiendo a Silo.mp4

Anoche apenas supimos la noticia nos convocamos a un encuentro especial por la partida de Silo.
A las 11 de la noche llegamos 23 personas al lugar indicado y allí hicimos nuestras ceremonias... conectados, muy conectados con nosotros mismos, con Silo y con miles y miles de amigos y amigas en todo el planeta que en ese momento estábamos conectados en un lazo común... Los registros fueron cambiando a lo largo de la noche, los rostros reflejan algo de lo que se pudo captar anoche. Las palabras de Silo también nos acompañaron y hoy siguen retumbando en nosotros.
Paz, fuerza y alegría para todos

Walker

Quien muere ante de morir, no morira jamás.mpg

En homenaje al ser mas luminoso y bondadoso que conocí.
Al Maestro Silo, con un profundo agradecimiento y la promesa de encontrarnos cuando profundice en mi. Gracias por el privilegio que tuve en conocerte !

Humanistas lamentan fallecimiento de Silo

Hoy miles de personas seguirán dando a conocer el trabajo espiritual de Silo, para continuar transmitiéndolo al resto del mundo como un gran e importante legado para la humanidad.

Mario Luis Rodríguez, Silo, murió a los 72 años en su casa de Chacras de Coria, en Argentina. Estaba acompañado por su familia y amigos.

Silo fue escritor, y además estudió algunos años derecho y ciencias políticas. Estos conocimientos los supo complementar con su sobresaliente carrera como líder espiritual, desarrollando la doctrina del Movimiento Humanista, basada en orientar cambios positivos en los individuos y la sociedad.

Su pensamiento se ha extendido por más de 100 países, y mantiene una especial influencia originada en los años setenta y ochenta en Chile, lo que daría paso posteriormente a la fundación del Partido Humanista.

El 4 de mayo de 1969, en Punta de Vacas, Rodríguez realizó ante unas 200 personas la arenga "La curación del sufrimiento", que fue su primera exposición pública de las ideas que, con el tiempo, formarían la base del Movimiento Humanista.

El ex candidato presidencial y líder del Partido Humanista, Tomás Hirsch, declaró que "para mí como para muchos otros fue y sigue siendo un gran maestro".

Desde Argentina, la secretaria general del Partido Humanista local, Bernardita Zalisñak, confirmó también el deceso, al afirmar que "se abre paso hacia la luz el ser más bondadoso que hemos conocido".

El velatorio se desarrollará este viernes y mañana sábado en Mendoza para posteriormente ser cremado en Córdoba, Argentina. Hoy miles de personas seguirán dando a conocer el trabajo espiritual de Silo, para continuar transmitiéndolo al resto del mundo como un gran e importante legado para la humanidad.

Parte Silo a la inmortalidad, su obra trasciende este tiempo y este espacio.

Cobertura de la Prensa de Mendoza, tras la partida de Silo.
La Comunidad para el desarrollo humano y la Fundación Da Vinci en su Homenaje por su aporte histórico.

Silo. El héroe de esta edad


"Así, hoy vuela hacia las estrellas el héroe de esta edad. Vuela a través de regiones antes ignoradas. Vuela hacia afuera de su mundo y, sin saberlo, va impulsado hasta el interno y luminoso centro".


Silo, Guía Espiritual
Parque Punta de Vacas
---------------------
Música: La Nave / Kantu: Mallku
Realización: Patricia Lacolla

Hola desde Chacras


Conchi, cuéntales, o rebota el mensaje a los muchachos y a quién os parezca bien, no tengo facilidad para incluir los correos de todos, así que vosotras os ocupáis. Hoy salió muy bien las ceremonias en la Salita de Mendoza. Estaban sincronizados los distintos Parques y se sentía con mucha potencia; sobre todo os sentí a vosotros, a todos vosotros, con intensidad.

Silvia A. ofició la de Muerte, después seguí yo leyendo con mi más acendrado (y un algo quebrado) acento castellano, un par de páginas de la Mirada y para finalizar Carlita (mendocina hija de Carlos Buj) auxiliada por Tomy, hicieron la de Bienestar.
Todo muy bien y, como se podrá imaginar fácilmente, muy conmovidos.

Mañana a las 7,30 vamos a llevar el cajón al crematorio, a 600 kms. parece mentira pero aquí no hay por la influencia de los curas.

Las cenizas se dispersarán, en PdV (ya veremos en qué momento, algunos apuntaban que para su cumpleños) y también en otros Parque, en P.Toledo por descontado.

En este momento no se qué escribir, una garra de acero me atenaza la garganta y las lágrimas no me dejan ver bien las teclas.

Ha sido todo un privilegio haber estado con él en sus últmmoos dçias, cagñandonos de risa y bromeando como en los mejores tiempos. Fué muy gratificante ver cómo se alegraba de vernos y que nos paseara por todo Chacras tomñando cafecitos y helados sin permitir nunca que pagáramos nosotros. Y fué algo verdaderamente especia, aunque muy duro, estar presente cuando se fué.

Ya os ncontaré, con muchísimo gusto, cómo fueron estos días tan transcendetales para yodos nosotros por el "inesperado" desenlace. Partió como el quería y cómo él sabe hacer las cosas, fácil, lúcido, y rápido. Así lo tenía recontraprogramado, lo único que varió un poco es que fué demasiado pronto y creo que esperaba unos meses m´ñas de margen, pero las cosas se complicaron mucho y muy aceleradamente en su cuerpo y decidió partir. Unos días antes nos había dicho (literal en mis notas):
"¿En honor a qué voy a seguir sufriendo? lo pongo en una balanza y digo ¿qué gano?". Y ya está, como siempre intencional y sabiendo muy bien lo que hace.

No se olvidó, como de costumbre de decirme: "saludos a la muchachada".

Creo que sabremos cómo superar y direccionar este tremendo sentimiento de orfandad y que Él va a estar siempre con nosotros; no son sólo palabras es certeza de experiencia lo que digo.

Pero no cabe dudda, a estas alturas del partido nos encontramos con que llegó el fín de la infancia.
Estamos todavía sin dormir después de esta noche y este día únicos y mañana vamos hacia Río 4º al crematorio, seguramente también será un día especial.

Ahora me voy a relajar, si puedo, un par de horas.
Besos y abrazos para todos, Llego a Madrid el miercoles, 22 a las 13,40 por Aerolinesas.
Pepe

Homenaje de Salvatore Puledda a Silo.


Homenaje año 1999


extracto

Debo decir que uno de los aspectos que más aprecio del carácter de Silo es su sentido del humor, su capacidad de captar el lado cómico o grotesco de las situaciones y de las personas.

Una cualidad que descoloca a cuantos se acercan a él creyendo que un gran pensador deba ser una persona con el ceño fruncido, distante y aburrida. Silo es capaz de juguetear y de reírse como un niño, de maravillarse continuamente de la gran comedia humana.

Pero la suya no es una risa distante, de superioridad respecto a las infinitas tonterías que se entretejen en la vida de todos los hombres, grandes y pequeños. Esa risa acompaña, como dos caras de una misma moneda, la paciencia y la compasión con la cuales contempla la miseria y la grandeza de la condición humana.

Porque Silo es, a mi parecer, sobre todo un hombre bueno. La bondad es para mí su cualidad más grande. ¿Qué más decir?

Solo esto.

Últimamente, y a pesar de nuestra larga familiaridad, me ha ido surgiendo cada vez con mayor fuerza la pregunta: ¿quién es verdaderamente Silo?

Entonces, para encontrar una respuesta, he seguido el consejo que él mismo me dio cuando yo buscaba respuestas a preguntas importantes sobre mi vida.

He lanzado la pregunta a lo más profundo de mi conciencia y he esperado la respuesta. Que ha sido ésta:

Silo es un guía, un iniciado, alguien que posee una llave para abrir la puerta del mundo del espíritu.

Salvatore, Silo, Daniel Zuckebrot

Homenaje a Silo. La Partida del Maestro.

De Pel·lícules

Testimonio de la jornada de ayer en Rio Cuarto, Cremación de Silo


Córdoba. Argentina.

de Javier Tolcachier




Relato-18-09-2010


A un lugar alejado en el sur de la provincia de Córdoba, en una tarde ventosa, fueron llevados los restos físicos de Mario Luis Rodríguez Cobos para su cremación.

Casi como un símbolo de su lucha constante contra el oscurantismo, ese cuerpo inanimado tuvo que recorrer aún unos cuantos cientos de kilómetros desde su ciudad natal, ya que en ella, las influencias eclesiásticas habían logrado que no existiera ningún crematorio.

Curioso era reflexionar cómo esa misma iglesia se había regodeado pocos siglos antes torturando y eliminando en el mismo fuego a seres humanos vivos, que habían querido mirar más allá de las imposiciones epocales.

Pero no era tiempo de rencores. Las mujeres y hombres que hasta allí llegamos, fuimos a acompañar ceremonialmente el vuelo libre del sabio y a acompañarnos para aumentar la paz en nuestro corazón y la luz en nuestro entendimiento. Allí estábamos, percibiendo el macizo cajón de oscura madera e imaginando que dentro del muy digno envoltorio, se encontraba otro envoltorio. Un soporte que había servido fielmente hasta hace pocas horas al Hombre que nos había enseñado a Tratar a los demás como queremos ser tratados.

Allí estábamos, y la dictadura de nuestros sentidos nos enfrentaba a la certeza del absurdo de la finitud del movimiento vivaz de quien nos había hecho mejores personas, de quién una y otra vez, con infinita paciencia nos había recomendado, orientado, sugerido, escuchado, corregido e impulsado hacia un mejor y Mayor Destino. La certeza de la cesación de aquella maravillosa e imponente Vivacidad hacía que ciertasalina humedad aflorara embargando nuestros pensamientos, pero nosotros que como Él habíamos jurado desafiar a la Muerte, nos
esforzábamos en escuchar y sentir la calmada voz de la oficiante.

“Este cuerpo no nos escucha. Este cuerpo no es quien nosotros recordamos….”



Entonces se hacía viva la Presencia de Aquél con quien nosotros manteníamos desde hace mucho una relación que trascendía la parquedad del plano físico. La alegría de poder relacionarnos con SILO en otro plano espaciotemporal ganaba la partida y lo sentíamos allí, entre nosotros, mostrándonos que en cualquier momento podía aparecer por una puerta lateral riéndose de la situación y haciéndonos ver, una vez más, cuan cierta es aquella sentencia acerca de que “Nada tiene sentido si todo termina con la muerte”.

Allí estábamos, inmersos en aquella extraña circunstancia que - aunque no quisiéramos - siempre supimos algún día llegaría. En el abrazo fraterno y en la mirada profunda a los ojos de los compañeros presentes, buscábamos transmitir y recibir cálidamente nuestra convicción de Inmortalidad. Aquella reconfortante frase del Camino “No Imagines que estás sólo en tu pueblo, en tu ciudad, en la Tierra y en los infinitos mundos” se expandía entre nosotros.



Mientras tanto continuaba la voz del oficiante: “Aquel que no siente la presencia de una vida separada del cuerpo, considere que aunque la muerte haya paralizado al cuerpo, las acciones realizadas siguen actuando y su influencia no se detendrá jamás…”

SILO había dedicado por completo su existencia corpórea a la Obra de Humanización de la Tierra que nos incluía y ciertamente trascendía. En esa Obra estaba puesta hasta la última gota de su humanidad, de su bondad, su fuerza y sabiduría. Y esa Obra estaba plenamente viva, una y otra vez avanzando por sobre todo fracaso. SILO no había muerto en absoluto.

Envueltos en estas (y otras) benéficas meditaciones veíamos como un encargado del lugar alejaba el macizo cubículo y cerraba tras sí las puertas, simbolizando el cierre de una etapa del proceso, soltando hermosos recuerdos y el agradecimiento – una vez más – por haber tenido la dicha de compartir la generosidad de nuestro Guía en su doble Naturaleza.

Él había realizado la proeza de acercar al Hombre común de nuestro tiempo, oscurecido en sus búsquedas por un sistema atrozmente vacío de significados, un modo sencillo de acercarse al verdadero Sentido, un acceso cercano a una Vida mejor abierta a todos sin restricción alguna.


Mientras se consumaba la transformación de aquel cuerpo en cenizas, la presencia del Maestro se extendía y renovaba en mí los votos de cercanía espiritual y orientación futura. Al tiempo que se multiplicaban las amables conversaciones y sentidas caricias entre los amigos, quienes habían decidido no llorar los cuerpos y seguramente concentraban su intimidad imaginando el libre vuelo de la Mente que había inspirado tamaño vigor, sabiduría y desprendimiento en SILO.

El Maestro había ejemplificado en su despedida del mundo físico, la misma compasión que mostró siempre hacia todos nosotros. Las cortas horas que mediaron entre la certeza de la inevitabilidad del desenlace y su última exhalación dan cuenta de su propio salto por sobre el dolor.

Comprendíamos con claridad que, en vista de la Inmortalidad, ¿a qué prolongar agonías, acarreando junto a otros las molestias de un cuerpo que ya no servía a la vida plena que siempre gustó y enseñó a vivir?

El fuerte deseo de tenerlo físicamente de nuevo junto a nosotros, era sólo el yo que lloraba al yo y quería conservar lo que por esencia es transformación y tránsito, corrompiendo la límpida vivencia de la sutil compañía. En ese vaivén emocional fuimos acallando dudas y reconociendo la importancia de lo que nos tocaba hacer a futuro.

En algún momento, las calientes cenizas en las que los huesos se habían convertido – materia ritual que sabíamos abonaría el suelo de nuestros Parques de Estudio y Reflexión en los más distantes rincones de la Tierra – fueron entregados a la compañera del Maestro, quien con inmenso cariño y dedicación había compartido su cotidianeidad y en su entereza y serenidad nos hacía ver las innegables trazas de una Doctrina que hacía mejores a los Seres Humanos. Su mano se posó con ternura sobre aquellas urnas de madera, acaso conectando una vez más con su Presencia.




El fragoroso aplauso que se descargó fue la expresión de certeza de que, una vez más, la Vida vencía al absurdo de la Muerte y que la experiencia de una Realidad trascendente a lo contingente hacía fuertes a quienes en ella nos reconocíamos.


La Humanidad heredaba la Obra de SILO, y todos aquellos que habíamos
asumido el reto de Humanizar la Tierra – presentes o ausentes en aquel instante - nos sentíamos depositarios de aquel Desafío Mayor. El familiar mudra de los tres dedos extendidos y el cántico de Paz, Fuerza y Alegría que lo acompañaban así lo atestiguaban.

SILO estaba más presente que nunca en nuestros corazones y supimos entonces que ya jamás habría de abandonarnos. No en mucho tiempo llegaría a cada uno de nosotros el momento de trascender la ilusoria línea que nos separa de lo Infinito y lo Inmortal. Allí seguramente, comenzaría otra etapa en nuestra relación.

18 de septiembre de 2010

SILO, SOMOS TODOS


SOMOS TODOS

Para Silo
















Un hombre camina solo al borde del Aconcagua

Necesita una piedra para explicar la luna


La certeza de su mensaje

aguarda en sus espaldas

tras un sol suave


Engorda una sonrisa cómplice

Cuando los ve pasar

como una señal del futuro


Pasa su aliento despuntando estrellas

Anuncia su certeza

como un mensaje en una botella


A los pies del Aconcagua

¿estuve allí aquella mañana?

claro que sí,

¿quién no estuvo?


Ese hombre pasó....

Pasa...

Sigue pasando....


y comparte la certeza

ahora sabemos

que ese hombre

Somos Todos.


El último adiós a Silo

mendoza
Con una emotiva ceremonia, familiares, amigos y seguidores de Mario Luís Rodriguez, despidieron los restos del fundador del Partido Humanista. La misma ceremonia se realizó en los 23 centros de meditacion que el movimiento tiene en los 5 continentes. Escenas conmovedoras, una sentida despedida y un discurso de tributo que buscó tener eco en la inmortalidad. Galería de imágenes con el último adiós al padre del humanismo.

Nacho Castro
nachocastro@diariouno.net.ar



Familiares, amigos y seguidores del fundador del movimiento humanista, Mario Luís Rodríguez, despidieron sus restos en la sede que el movimiento siloista tiene en Primitivo de la Reta y Don Bosco de Ciudad. Los 23 centros de reflexión que el movimiento tiene en los 5 continentes realizaron la misma ceremonia en simultáneo.
La hora elegida fue las 2 de la tarde, donde realizaron la ceremonia de bienestar y la ceremonia de muerte, según las creencias del movimiento. La ceremonia estuvo a cargo de José Caballero (España), representante del movimiento, quien viajó a Mendoza para reunirse con Silo y Silvia Amoedo, también referente del movimiento humanista.
Tal vez lo más notorio de la ceremonia, fue la alegría y emoción con la que sus seguidores despidieron a Silo.
Estas fueron las palabras con las que sus seres queridos despidieron al fundador del Movimiento Humanista en los 23 centros de reflexion ubiados en Argentina, Chile, Bolivia, Brasil, Colombia, Estados Unidos, México, Paraguay, Perú, Alemania, España, Francia, Hungria, Italia, Israel, India , Filipinas y Mosambique:
“La vida ha cesado en este cuerpo. Debemos hacer un esfuerzo para separar en nuestra mente la imagen de este cuerpo y la imagen de quien ahora recordamos. Este cuerpo no nos escucha. Este cuerpo no es quien nosotros recordamos.

Aquel que no siente la presencia de otra vida separada del cuerpo, considere que aunque la muerte haya paralizado al cuerpo, las acciones realizadas siguen actuando y su influencia no se detendrá jamás. Esta cadena de acciones desatadas en vida no puede ser detenida por la muerte. ¡Qué profunda es la meditación en torno a esta verdad, aunque no se comprenda totalmente la transformación de una acción en otra!

Y aquel que siente la presencia de otra vida separada, considere igualmente que la muerte sólo ha paralizado al cuerpo; que la mente una vez más se ha liberado triunfalmente y se abre paso hacia la Luz.
Sea cual fuere nuestro parecer, no lloremos los cuerpos. Meditemos más bien en la raíz de nuestras creencias y una suave y silenciosa alegría llegará hasta nosotros...

¡Paz en el corazón, luz en el entendimiento!